Cómo ser solidario en 5 sencillos pasos, ser solidario no es una obligación

Cómo ser solidario en 5 sencillos pasos, ser solidario no es una obligación

Ser solidario no es una obligación, es una oportunidad para ser más feliz.

Ser solidario es algo que no cuesta nada una vez que lo interiorizas en tu día a día. Si lo trabajamos un poquito cada día llegará un momento que nos salga solo, porque nos proporcionará un sentimiento muy placentero de felicidad que querremos volver a sentir de forma cotidiana.

Para ayudar a nuestros hijos y amigos a ser más solidarios lo mejor es enseñar con el ejemplo… ¿te apuntas? Hoy os ofrecemos unos pequeños pasos que, en el día a día, nos ayudaran a sentirnos mejor siendo solidarios:

Aprende a agradecer las cosas pequeñas de tu día a día. En nuestra jornada diaria hay miles de pequeñas cosas de las que podemos estar agradecidos: que nos hayan cedido el puesto en el metro al vernos cargados, nos abren una puerta o incluso ver las preciosas flores del jardín que atravesamos al ir de camino al trabajo… agradece los pequeños actos para interiorizar que son esas pequeñas cosas las que nos hacen más felices.

Sé amable. Somos muy fans de Victor Küppers, le llaman el generador de optimismo y dice cosas tan importantes como “Aprender a ser alegre, ponerle ilusión a las cosas pequeñas, relativizar los problemas, ser agradecido, pero sobre todo el gran secreto y la forma más sencilla y eficaz para ser feliz es ser amable. Y la vida nos da 300 oportunidades cada día para hacerlo. Aplíquese esta frase de la Madre Teresa de Calcuta que me parece espectacular‎: «Que nadie se acerque jamás a ti sin que al irse se sienta un poco mejor y más feliz». Esto también es solidaridad, hacia los demás y hacia uno mismo.

Compartiendo, la felicidad es doble. ¿Conoces la iniciativa café pendiente? Por cada café que te tomas puedes dejar otro para una persona que lo necesita… Seguro que ese café nos sabe especialmente bien porque compartir ofrece muchísima felicidad.

Como ves ayudar siempre está en tu mano y cada uno puede contribuir en su medida. No hacen falta grandes donaciones sino grandes actos. Te animamos a transmitir estas ideas y hacer del mundo un lugar más solidario.

Crea tu propia campaña y llámanos si crees que podemos ayudarte. Si detectas una necesidad y crees que puedes ser de ayudar ponte manos a la obra. Nosotros estamos siempre dispuestos a colaborar en todas las campañas que hacen intervenir a jóvenes, adolescentes y niños. ¡Te esperamos!

¡Feliz día!

Recibe historias de acciones solidarias que han cambiado el mundo
Respetamos tu privacidad
Tags: solidaridad

Related posts